¿Sabia que con tus pensamientos creas tu vida?

  

Antes de comenzar quiero que describas en pocas palabras ¿Cómo es y ha sido tu vida hasta ahora? ¿Te gustaría cambiarla o tener más control sobre las cosas que pasan en ella?

Cambiar tu vida y las cosas que pasan en ella comienzan en cambiar lo que piensas de ella. Si hoy crees que tu vida es un caos, que es difícil, que todo es de mucho sacrificio y no te gusta es porque de seguro hay algo que debe cambiar. Lo primero que haz de cambiar en tu vida son las palabras con las que la describes porque el poder de la mente es tan poderoso que, aunque tu no lo sepas, contantemente estas creando tus días. Es algo innato como la respiración, es algo involuntario de tu cuerpo, algo que tu memoria hace para vivir y es una cosa de la que no tienes todo el control sobre ello, ya que no le das importancia hasta que deja de funcionar como corresponde. Puesto que hoy tu mente esta averiada utiliza pensamientos que te están proporcionando una vida que no quieres, puedes fingir que todo está funcionando normal, que es así, que es normal pero poco a poco te estas ahogando.

¿Qué hacer cuando te ahogas o sientes que te falta el aire? Inhala profundamente y comienza a ponerle atención a aquello que te ahoga, comienza a tomar el control de tu cuerpo y comienza a manejar tu respiración, cuando inhalas, cuando exhalas, y decide por cuanto tiempo la mantendrás distinta. ¿Hasta cuándo será? ¿hasta qué te sientas mejor o hasta que sientas que volvió a tomar su ritmo? Ya una vez calmada sientes que puedes volver a trabajar desde el inconsciente, sin intervención alguna de tu consciente.

Pues tu mente es igual, en este momento esta averiada, está llena de pensamiento inconscientes que están llenando tu vida de penurias, de negatividad, de caos y es momento de tomar el control porque te estas ahogando. Te preguntaras como hacerlo, te dirás a ti mismo que no lo sabes, que no puedes. Pero si realmente puedes manejar la respiración en momentos necesarios, ¿porque no haz de poder manejar tus pensamientos cuando lo necesitas? Puede que esto no sea tan rápido como regular tu respiración, pero todo dependerá de cuánto tiempo te demores en intervenir. Si lo haces a tiempo, podrás notar cambios rápidos e importantes, pero si no te das cuenta o si lo notas, pero decides ignorarlo necesitaras un largo tratamiento para que esto pueda funcionar como un reflejo. Si haces un tratamiento, aunque sea largo y demoroso, notaras los cambios positivos que hará en tu vida, te encaminara a una vida plena y llena de felicidad.

El tratamiento durara lo necesario y es diferente para cada persona, te darás cuenta de los cambias poco a poco, notaras como cada vez estas más relajado y sentirás como si todo fuera algo maravilloso, sentirás paz y una armonía única que a veces las palabras no pueden describir. Y cuando logres esto, tendrás que cuidarlo, deberás ponerle atención con mas frecuencia para que se mantenga tal y como debe ser según lo que tu sientas.

Un truco fácil y sencillo es observar en tu día cuantas palabras negativas empleas y cuál es la que mas usas, por ejemplo, no puedo, todo me sale mal, soy un desastre, la vida es una mierda u odio despertar. Cualquiera de estas es una queja constante de cualquier ámbito de tu vida y si, entiendo que eso no es de tu agrado y no te puedo decir que digas que te gusta algo que realmente no lo hace porque simplemente te haría entrar en un conflicto interno, pero si podemos hacer un pequeño cambio. Y es enfocarnos en lo que, si nos gustas, que cada vez que vaya a hablar o solo a pensar algo de lo misionado, algo que es costumbre mencionar en negativo solo me enfoque en algo positivo o agradable, por ejemplo, cambiar odio levantarme temprano por un me encantan las duchas de agua caliente al levantar. Y así tu foco al despertar será hacia algo que te gusta, por lo que estas comenzando tu día con actitud, pensamiento y acciones de placer que traerán lo mismo a tu vida con la constancia. Ahora busca otra cosa que no te gusta hacer y observa cuando lo haces que cosas a tu alrededor si te gustan. Y si no hay nada, busca algo que haga que tu día sea más agradable y enérgico, por ejemplo, poner una canción que te guste cuanto te toque hacer algo que no te guste. De esta manera te enfocaras en la canción y la alegría que te transmite.

Solo cambia el foco en vez de posicionar tus pensamientos en lo que no te gusta, enfócate en aquello que te saca una sonrisa o en pequeñas acciones que puedes hacer para que tu día comience o se transforme en un momento lleno de alegría.

Te invito a probar esto con al menos tres cosas típicas de tu día, escríbelas analiza en que momentos las dices y ve porque la puedes cambiar.

Veras como solo hacer eso te hará sentir mucho mejor y cuando te pregunten como estuvo tu día lo pensaras bien antes de decir fatal.

Cambia tu pensamiento para comenzar vivir la vida que realmente quieres.